Qué es la cultura organizacional y por qué es importante?

Visualizar el futuro que queremos y guiar nuestras acciones siguiendo esa imagen. Esta es una herramienta poderosa para vivir con sentido y también para hacer que los cambios ocurran.

Me encanta leer el trabajo de personas que logran resumir lo que ya sabemos sobre un tema y al mismo tiempo ofrecer una idea convincente de cómo puede concretarse un futuro que nos entusiasme.

Este es el caso del libro de Fréderic Laloux, «Reinventar las organizaciones«.

Quiero compartir con ustedes su definición de «cultura», porque creo que es básica para entender cómo funcionan las organizaciones -y los lugares de trabajo, más generalmente-. También es fundamental para entender cómo se reproduce o se reemplaza la competencia y los aspectos más inhumanos de los espacios de trabajo tradicionales.

[C]ultura es la manera en que se hacen las cosas sin que la gente tenga que pensar en ello. Es eso que está en el aire y que un visitante percibe cuando entra al vestíbulo de una organización. Muchas veces, no podemos detectar de qué se trata en particular, y al mismo tiempo cualquier detalle es relevador -por ejemplo, la decoración de las oficinas, eso de lo que la gente habla enfrente de la fuente de agua, las bromas que hacen, la manera en la que interactúan las personas con mayor y menor estatus laboral, la manera como se gestionan las buenas y malas noticias.

 

Coworkers hablando
De qué habla la gente cuando se encuentra en los pasillos? Foto de Alexis Brown, tomada de Unsplash

 

Y más adelante continúa:

Tomemos el ejemplo de una organización donde las personas asumen que la información debe circular libremente. Comparémosla con otra donde creen que la información es poder y debe compartise únicamente cuando sea absolutamente necesario hacerlo. Obviamente, las dos organizaciones no tendrán los mismos resultados. O imaginemos una organización donde se acepta el culpar a terceras personas y quejarse a sus espaldas. Comparémosla con otra en la que se comparte la norma que cada uno/a debe rendirse cuentas a sí mismo/a y arreglar las diferencias directamente con la persona que las tiene. Es fácil imaginar cuál es de las dos ofrece un lugar de trabajo más productivo y agradable.

(p. 242-243, versión en inglés, mi traducción).

Compara lo que llama las aproximaciones «naranja» y «plurales-verdes» en la creación de culturas organizacionales. Laloux demuestra que las aproximaciones verdes son más exitosas porque reconocen, en primer lugar, la importancia de la cultura para hacer organizaciones más eficientes y con trabajadores más felices.

Encontré este libro gracias a Valérie Pietri y estoy muy contenta de que me haya hablado de él. Valérie es una de las managers de A poc a poc, un espacio de coworking en Barcelona que abrió sus puertas en el 2013. Ella está imaginando y creando el futuro de los espacios de coworking con sus colegas Sébastien Détroyat y Fabien Francheschini con una nueva aventura de las que les hablaré muy pronto, seguramente.

If you found this useful, share it

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *